AZCONA-AZCONA POR EL DESPOBLADO DE ARRASTIA

abril 29, 2015

ACCESO Y DESCRIPCIÓN:

Partimos de un camino que sale a la derecha de la ermita de Nuestra Señora de Mendigaña situada en la parte alta del pueblo. El camino asciende entre encimas y matorral de aliagas, zarzas, escaramujo y algún majuelo. Van apareciendo algunos senderos a nuestra derecha que ignoramos, mientras el encinar se va haciendo más denso y aparecen los primeros enebros.

A unos 10 minutos de nuestra salida, el camino deja de ascender paseando entre campos de cultivos ocultos por las encinas de los linderos. A nuestra izquierda encontramos una balsa para el ganado e inmediatamente después una puerta metálica que debemos asegurarnos de cerrar tras nuestro paso. Estamos en una zona donde podemos contemplar estupendo ejemplares de encinas.

Poco después el camino se bifurca, pudiendo coger cualquiera de los dos senderos ya que a unos metros éstos se vuelven a unir. Sin embargo, hemos de estar atentos a la próxima bifurcación, ya que debemos tomar el camino de la izquierda que nos aproxima al barranco de Erendazu. Comenzamos a descender entre dicho barranco y una pared de rocas.

Alrededor de una media hora después de nuestra salida llegamos a la siguiente puerta metálica. Nada más atravesarla tomamos un tímido sendero a mano derecha, abandonando así el camino principal, y que nos conduce en pocos metros a otra verja para el ganando. Seguimos entre dos campos de cultivo por un pequeño sendero que poco a poco se va ensanchando. Hemos de estar atentos porque este camino enlaza con una pista.

La tomamos a mano derecha describiendo de esta forma una fuerte curva. Un poco más adelante encontramos un cruce de cuatro caminos. Seguimos recto dejando dos caminos a la derecha y uno a la izquierda.

Seguimos ascendiendo entre campos de cultivo dejando a la izquierda la carretera que lleva a Lezaun. Al llegar a una curva del camino, podemos apreciar unas bellas vistas de parte del Valle de Yerri y Guesálaz.

Después de atravesar una puerta metálica para el ganado vemos a nuestra izquierda montones de piedras. Si nos fijamos, podemos comprobar que se trata de restos de un poblado, el poblado de Arrastia. Está ubicado en un raso donde encinas destacan por su tamaño.

Comenzamos el descenso hacia Azcona. En la primera bifurcación del camino tomamos el de la derecha, y un poco más adelante, en la siguiente bifurcación, el de la izquierda. Pasamos junto a un corral y un poco más adelante llegamos a la senda principal que hemos utilizado al comienzo de nuestro paseo. Seguimos el descenso para llegar de nuevo a la ermita de Nuestra Señora de Mendigaña en Azcona.

MODO DE ACCESO: Los tramos iniciales del sendero descrito es apto para vehículos todo-terreno, pero llega un momento en que no se puede hacer más que andando.

DIFICULTAD: Ninguna.

SEÑALIZACIÓN: Ninguna.

DESNIVEL MEDIO: Alrededor de 220 metros.

FacebookTwitterGoogle+Compartir en las redes

<< volver